Sofia Adarve Campos

 

¿A qué edad empezaste a trabajar en el mercadillo?

Desde siempre porque mis padres han trabajado en el mercadillo toda la vida, y de pequeña cuando no tenía colegio iba con ellos. Cuando acabé la ESO empecé a trabajar en el mercadillo para ayudar a mis padres. No pude seguir estudiando porque mi madre estaba enferma

¿En qué consiste tu trabajo en el mercadillo?

Consiste en formarnos cada día más delante del público, atraer la atención de la gente y hacer una clientela fija. Lo más importantes es que los clientes estén contentos con la atención que reciben.

¿Lo haces por elección o porque no tienes más opciones laborales?

Ahora mismo estoy en el mercadillo con mi madre porque necesita ayuda ya que mi padre se dedica a la ganadería

¿Es un negocio familiar?

Sí.

¿Qué hace falta para tener un puesto?

Necesitas ser autónomo y que te den licencia para vender los artículos que elijas porque es difícil, no puedes vender cualquier cosa. Por ejemplo, si vendes ropa necesita la licencia de ropa, si vendes fruta necesitas tener el carnet de manipulador de alimentos, y así sucesivamente.

¿Qué es lo que más te gusta de este trabajo? ¿Y lo que menos?

Lo que más me gusta es levantarme por la mañana y salir a la calle y conocer a gente nueva, estar cara al público. Te encuentras con gente agradable pero también con gente más difícil y tienes que saber tratarles.

Lo que menos me gusta es que dependemos mucho del tiempo, porque si llueve nos tiramos en casa perfectamente dos semanas o un mes, y si no trabajamos no tenemos dinero. No es como antes que vendías y podías ahorrar. Ahora ganamos lo justo para el día a día.

¿Cómo son las condiciones de trabajo? ¿Horario? ¿Cuántos días a la semana?

Estoy toda la semana, de lunes a domingo. No descanso ningún día. No sé lo que es quedarme un día en mi casa. Mi pareja es camionero y trabaja fuera, no así que tampoco sé lo que es estar un día entero con él. El horario depende de la ciudad o el pueblo donde pongas el puesto. Lo mismo te levantas a las 5 o las 7 de la mañana y puedes terminar a las 15 o las 16, depende del sitio que te toque.

¿Qué métodos de trabajo utilizas?

Dispongo de una furgoneta y necesito hierros adaptados para montar el quiosco y las mesas. También necesito tableros y persianas para la mesa, y un toldo para cuando no llueve y otro especial para cuando llueve, para que me de tiempo a recoger.

¿Usas internet, redes sociales, teléfono…?

Sí, uso una página de Facebook para subir los modelos que tenemos y nos hacen encargos que enviamos por Correos. También hablo con mis clientas pro whatsapp, y muchas veces les atiendo en mi casa.

¿Qué herramientas y/o formación necesitarías para trabajar mejor y tener más impulso?

En cada pueblo o ciudad me ayudaría a tener mejores condiciones para poner los puestos y no depender siempre de si hace buen tiempo o si llueve, por ejemplo. Y obviamente la formación siempre ayuda. Empecé un curso de atención al cliente para formarme más, que no pude terminar por circunstancias familiares.

Además del mercadillo, ¿tienes otros trabajos?

Sí, tres días a la semana voy a trabajar limpiando casas, y los cuatro días restantes ayudo al ganado con mi padre. Si los fines de semana me llaman, voy a trabajar a la cocina de un bar.

Si no tienes otro trabajo, ¿te gustaría tenerlo?

Sí, me gustaría tener una nómina fija y no tener la incertidumbre de saber lo que voy a ganar o lo que no. Viviría mucho más tranquila

¿Qué necesitarías para acceder a otro tipo de empleo?

Depende del empleo. También he trabajado de cajera y encargada y supermercados. Con la ESO y el carnet de manipulador de alimentos he podido hacer cosas. Necesitaría tiempo para hacer más cursos, pero me faltan horas al día y tengo que ayudar a mi madre.

¿Cómo compaginas el trabajo con tu vida privada?

Es muy difícil, también por el trabajo de mi pareja. Hay semanas que llega y  estoy en el mercadillo y no nos vemos ni dos horas.

¿Con qué dificultades te encuentras en tu día a día?

 

Sobretodo el sueldo. Si vendes tienes dinero y si no vendes no tienes, y a partir de ahí vienen todos los problemas. No tengo estabilidad.

¿Cuál es el papel de las mujeres en el mercadillo?

Mayormente la mujer es la que trata más a las clientas, da más confianza porque suelen comprar mujeres. Yo creo que por eso somos la máxima fundamental. También hay matrimonios que trabajan en el mercadillo y hacen todo juntos. Pero la que desarrolla todo de cara al público e s la mujer.

También me gustaría decir que no es solo el mercadillo de los gitanos, también hay castellanos. Es solo otro comercio más que cada día está en sitios distintos, pero que estemos en un mercadillo no quiere decir que seamos menos, todos somos iguales. Las mujeres gitanas también trabajamos igual que todas.

 

Agradecemos a todas las mujeres gitanas que han colaborado en este proyecto

Junto con todas ellas estamos cambiando estereotipos y luchando por que la mujer gitana ocupe el lugar que le corresponde en la sociedad